Desde que el 1 de julio de 2015 la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) diera el pistoletazo de salida para que las farmacias interesadas pudieran vender medicamentos sin receta por Internet (los conocidos como EFPs – Especialidades Farmacéuticas), muchas han sido las boticas que han decidido “dar el paso”.

El primer paso a tener en cuenta, por muy obvio que pueda parecer, es que dicho proceso sólo puede realizarse online. Además el titular del dominio debe ser una farmacia con licencia y establecimiento físico. Es decir: en contra de lo que ocurre con la venta online de productos de parafarmacia, las EFPs quedan limitadas a farmacias que funcionan como tales.

En segundo lugar, la farmacia debe estar dada de alta en la web distafarma.aemps.es, además de notificárselo a las Comunidades Autónomas y al resto de autoridades pertinentes, facilitando en todo momento la información identificativa de los titulares de la botica y de la misma.

En tercer lugar, la tienda online debe incluir el logotipo común de la Comisión Europea. Dicho logotipo lo facilita la propia AEMPS.

ENLACES DE INTERÉS:

Listado de Farmacias que realizan venta a distancia

Logotipo Común Europeo

Manual para la venta a distancia de Medicamentos de uso humano no sujetos a Prescripción médica